Elixires para el Alma

Ingresar

Publica tu cuento, poesía o poema.

Cuerpos infinitos de Caia Cantarelli


Hubo un cuerpo amado
y deseado…
que junto al mío conoció,
luces, penumbras
y sombras.
Un calidoscopio erótico
que el amor dotó
de fuerza, raíces cual lianas
atando y desatándonos…
Todo se trasvasaba
con perfecta sincronización,
nada nos negábamos,
siempre había algo más
que provocaba un darse
lánguido y urgido
a la vez..
Quizás hay quién recuerde
un cuerpo, visto y amado
por años…
Yo recuerdo y vivo el tuyo,
por haberlo leído
palmo a palmo
con mis manos y mi piel.
Y leí tan profundo
aquél mensaje que no diste
a otra mujer…
que sigue escrito en mí.
En ese universo al que
solo acceden los que aman,
tu cuerpo y el mío
ya son infinitos…

Volver… de Caia Cantarelli

Cortó de raíz

su experiencia de vida.

Dejó vacante un lugar;

borró su huella de origen.

Ahogó grito y lágrima

antes y después

de partir,

buscando no desarraigar

también la utopía,

la esperanza.

Partió cargando reproches

para sí mismo,

por no ver lo evidente,

por haber hecho de un triunfo

un fracaso…

Cada día puso la cruz

de ser casi  intruso

en tierra ajena.

Estuvo sin estar

en su nuevo destino,

el alma quedó atrapada

en la ciudad, las calles,

la casa, un país…

Intentó nuevos caminos,

palpó el alma de otros

sin encontrar nada,

salvo la canción del regreso

en cada esquina…

Se cansó de ser atardecer

casi infinito,

sin un amanecer .

Tarde realizó

que la raíz es única,

insustituíble,

no admite transplante

y que se es parte viva

de la calle empedrada

que lo vió nacer.

Se plegó en sí mismo,

buscando un destino.

Puso en la valija,

vida, raíz, tantas preguntas!

todas las dudas.

Así casi sin adioses,

sabiendo que ya no hay cielo,

ni estrellas ni amores;

dejó atrás el presente,

abrazó a su quimera;

un paso tras otro

carreteó la pista

del regreso

silvando bajito el tango “Volver”…

 

 

Autora: Caia Cantarelli

12/03/2010